1 de septiembre de 2010

La comisaría del Fort Apache (South Bronx)


En 1981 se estrenó Distrito Apache (Fort Apache, The Bronx). La película fue dirigida por Daniel Petrie y contaba con Paul Newman en el papel principal acompañado por Ken Wahl, Ed Asner, Pam Grier, Danny Aiello, y Rachel Ticotin (estos dos últimos nacidos en el sur del Bronx).

En el film se nos explicaban las vicisitudes del día a día de un par de policías adscritos a la comisaria 41, ubicada en el Sur del Bronx, el distrito con los índices de criminalidad más elevados de la ciudad de Nueva York. Así pues, una jefatura de policía situada en zona de guerra, que recibía popularmente el nombre de Fort Apache, por la sensación que tenían los propios agentes de la ley al sentir que estaban trabajando en un puesto avanzado dentro de territorio enemigo.

La película fue un éxito comercial en la época y se valoró muy positivamente la interpretación de Newman pero, a pesar de la dureza de la trama argumental, la crítica consideró que el film no se había adentrado suficientemente en los traumas sociales que subyacían tras los actos criminales.

Sea como fuere, el distrito del Sur del Bronx continúa siendo zona de máxima atención por parte de la policía. Hace años que se cerró el 41 Precinct y desde entonces asumió el control de la zona la jefatura 42 heredando también el título de comisaría del Fort Apache. En los últimos veinte años, la actuación de las fuerzas de seguridad y la mejora de los servicios sociales han rebajado las 200 bandas callejeras consolidadas a un número de 20, que se concentran casi exclusivamente en el Sur del Bronx. La policía persigue a los criminales violentos pero fundamentalmente controla la zona para que estos delincuentes no se desplacen a otras lugares de la ciudad. Siempre existirá marginalidad y criminalidad. Por eso la doctrina de actuación se centra en concentrarlos en un territorio que ya está degradado pero evitar que puedan hacer lo mismo en otros sitios.

Son habituales en la zona los murales que "homenajean" a varios líderes de bandas muertos en enfrentamientos con la policía. Resulta, pues, muy curioso que la actual comisaría de Fort Apache tenga que lidiar con todo esto y al mismo tiempo recibir cada día a cientos de turistas que visitan, en tours organizados, las instalaciones de la planta baja del Precinct.

En cualquier caso, a continuación os muestro imágenes del exterior de la comisaría (en el interior obviamente no se permitían hacer fotos) que se utilizó como escenario princpal de la película de 1981. Quizá la escena más recordada es aquella en la que una multitud de gente se manifiesta en el exterior de la comisaría para pedir el fin de las detenciones indiscriminadas que promueve el nuevo comisario, personaje que interpretó Edward Asner.




imagebam.com imagebam.com

6 comentarios:

  1. Buenas fotos. La película de Newman hace muchos años que no la veo y no puedo hacer una valoración. ¿Te cruzaste con gente "malencarada" por aquí?

    ResponderEliminar
  2. La verdad es que no, Octopus. Hay una sensación de gran seguridad aunque cualquiera se atreve a ir allí de noche...

    Supongo que estás de acuerdo en que hay que actuar con dureza contra esta delincuencia callejera utilizando todos los métodos posibles.

    ResponderEliminar
  3. Los delincuentes tienen derechos. Estoy de acuerdo con actuar como Harry Callahan y torturarlos lo mínimo imprescindible, sólo hasta que confiesen dónde está la chica.

    ResponderEliminar
  4. Por supuesto...

    No hay que leerles sus derecho ni mariconadas de esas, pisotear su dignidad sistemáticamente y tratarles como si fueran escoria, no?

    ResponderEliminar
  5. Vi la película cuando era crio, y me impacto su dureza. Realmente tiene razón la tag line del título.

    Es muy descorazonadora.

    ResponderEliminar