16 de noviembre de 2009

Malditos Bastardos, Tarantino cae al abismo


Desde el estreno de Malditos Bastardos (Inglorious Basterds), han surgido opiniones muy favorables al film y también algunas otras que son todo lo contrario. Yo me sumo a estas últimas.

Como seguidor del trabajo del director y guionista de Tennessee, afrontaba el visionado de la película con expectativas altas ya que prometía mucho una propuesta ambientada en plena Segunda Guerra Mundial. Pero la visión de Tarantino sobre este periodo histórico y el desarrollo argumental que plantea despierta en mí una sensación de absoluto rechazo.

Creo fervientemente que estamos ante el peor film de su trayectoria como director. La película carece de intensidad e interés. La acción brilla por su ausencia excepto en algunos contados momentos diseminados a lo largo del metraje. Lo que más domina son unas extensísimas conversaciones, a cual más absurda, que no van a ninguna parte. Son simplemente pérdida de tiempo. Incluso, en algunos momentos, llegué a sentir vergüenza ajena ante lo que estaba viendo. La película, en consecuencia, no puede ser más decepcionante. Es como si estuvieras viendo una comedia paródica mal estructurada, con interpretaciones exageradas y poco notables.

Se ha valorado mucho la interpretación de Christoph Waltz en el papel del villano de turno, el coronel Hans Landa. Pues bien, aunque es cierto que transmite bien la imagen de crueldad, va perdiendo fuerza a lo largo del film y se acaba convirtiendo en un payaso sobreactuado que pierde cualquier posible interés que pudiera tener al inicio.

Hay presencias absolutamente ridículas como la de Mike Meyers interpretando al general Ed Fenech, o la de Martin Wuttke como Adolf Hitler. En general, el film va acumulando despropósito tras despropósito hasta generar la sensación de estar viendo un proyecto de fin de curso de algun universitario iluminado con ansias de protagonismo. Nunca hubiera podido pensar que Tarantino pudiera perpetrar semejante bodrio.

Por si no fuera suficiente, Tarantino reinventa la historia en su argumento determinando que se llegue a un final diferente y precipitado del conflicto bélico que asoló al mundo durante seis años. Este es el último disparate de una película que decepciona en todos los aspectos.

Tarantino siempre se ha jactado de admirar grandes cintas bélicas como Doce del Patíbulo pero, desde luego, en su propuesta no hay nada de seriedad y profesionalidad sino simples tonterías que, enlazadas, configuran una película absolutamente prescindible.

Lo mejor será que vuelva a ambientar sus proyectos en la época contemporánea donde su lenguaje cinematográfico encaja mucho mejor. Que deje el cine histórico, bélico, y épico para gente que sepa desarrollarlo. Lo suyo es explicar historias de los bajos fondos de Los Angeles. Con esta cinta se han confirmado los peores augurios que muchos ya vislumbraban cuando se inició la pre-produccción del film. A mí, sin embargo, me engañó. Siempre creí que sería capaz de hacer algo interesante con un material de este tipo. Se acabó, pues, la confianza ciega en su trabajo.

9 comentarios:

  1. Desde luego si no te convencieron los diálogos la película tampoco lo ha hecho, lo cierto es que estoy entre los que vieron más cosas positivas que negativas en esta última de Tarantino, incluso vi guiños a esos Reservoir Dogs de sus comienzos, destellos de que podría volver a sus fueros.

    ResponderEliminar
  2. Pacate!! yo aún no he visto el film pero esta es la reseña (o descargo jeje) que más palos le ha dado al film y Nestor, te aplaudo porque a veces cuando todos alaban un film decir que a uno le pareció un bodrio es algo que no todos pueden hacer. A mi me ha pasado con Moon que no encuentro ni a uno que le haya parecido al menos medio pelo.
    Malditos bastardos es una película que conociendo a Tarantino tenía mis reservas y de hecho en la lista tengo otras varias antes de verla pero la veré! porque he leído tanto de ella que ya quiero juzgar por mí misma.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  3. Lo que a mi personalmente (y sin ver la pelicula, sólo por las críticas) me molesta, es el simple hecho de que se deshechara la idea principal de un grupo de ex-criminales (al estilo DIRTY DOZEN) a los que por la conmutación de su pena se les encomienda una misión suicida, durante el transcurso de la cual, deciden desertar a un pais neutral.

    Pues bien, esa idea, con actores solventes (Pitt entre ellos) y con mala leche y diálogo cínico y cabrón y mucha acción y ostias hubiera funcionado.

    Pero supongo que es lo que tiene el hecho de haber creado demasiadas espectativas.

    ResponderEliminar
  4. Bueno, a mí tampoco terminó de convencerme, pero tiene algunos puntos a su favor.
    Eché en falta más presencia de los bastardos en pantalla y del personaje de Brad Pitt, más acción y trascendencia en los diálogos y la decisión final del personaje de Landa creo que rompe con lo mostrado anteriormente.

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  5. Insisto en que me puse a ver la película con muy buenos ojos pero, en mi opinión, no respondió para nada a las expectativas. Creo que la visión tarantinesca está completamente fuera de época en la Segunda Guerra Mundial. El enfoque no encaja.

    ResponderEliminar
  6. Hola Nestor... He llegado a tu blog por casualidades de la vida. Y me llamó la atención porque no he visto todavia la peli, pienso en colocarla en mi proxima reseña. Me gusta ver distintos puntos de vista y realmente quiero ver que fue lo que le sucedió a Tarantino. Ya daré mis detalles más adelante. Espero no decepcionarme tan fuerte como tu... Gracias por tu critica, fue muy instructiva. mE encantaría que te pasaras por mi blog... y si te gusta me sigues. Ya soy seguidora del tuyo!!!
    http://carolinapardodelgado.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  7. Hola carolina,

    bienvenida al blog. Gracias por añadirte. Yo voy a visitar tu blog y, por supuesto, que me haré seguidor.

    Saludos !!!

    ResponderEliminar
  8. Buenas

    No estás solo. A mi tampoco me convenció, pero afortunadamente yo hace tiempo que deje de esperar algo bueno de Tarantino y por eso no me decepcionó tanto.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  9. Saludos Reisman !

    la corriente de opiniones negativas sobre Malditos Bastardos no deja de crecer.

    ResponderEliminar